La industria textil en España podría doblar el número de trabajadores con apoyo del Gobierno.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

La industria textil española emplea actualmente a 120.000 personas en nuestro país. Si el Gobierno facilitase apoyo en la relocalización de la producción y la implementación de medidas para elevar su competividad, el número de trabajadores podría duplicarse en 4 o 5 años. 

El presidente de la patronal textil Fedecon, Ángel Asensio afirma que están intentando buscar el equilibrio entre la producción interna y externa ya que se está produciendo un proceso de concienciación de que no es posible hacer todo fuera ya que dejamos a nuestro país sin empleo, lo que crea un grave problema, tampoco se puede producir todo dentro porque nos haría perder competitividad».

En la actualidad, la industria textil española fabrica en el exterior entre el 80 y el 85% de la producción dejando sólo entre el 20 y el 15% de producción interna, aunque según asegura el presidente de Fedecon, se planea posicionarse en un 60-40 o 50-50

Con el fin de ganar competitividad y devolver la producción a un sector con mucho futuro, se necesitaría que descendiese el precio de la energía y se redujeran los costes a la Seguridad Social en al menos un 4%.

El apoyo financiero también sería necesario ya que las ayudas en el sector textil, se redujeron durante los años de crisis en casi un 70%.

«Quien da estabilidad y diversifica el riesgo de un país es la industria. Se lo hemos dicho por activa y por pasiva al Gobierno. Las cosas están cambiando lentamente, hace falta ser más ágil y que las decisiones se tomen rápidamente» añade Asensio, quien ha urgido la respuesta de la puesta en marcha de un plan de apoyo a la reindustrialización también en sectores como el juguetero, el calzado o el mueble en los que España es puntero»

También opina que nuestro país no debería dedicarse al monocultivo del turismo porque «si te la juegas a una sola carta, como en su día pasó con la construcción, si el sector sufre, el país irá detrás.

Con el fin de poner valor en la industria textil española y favorecer su relocalización, muchas compañías optan ya por etiquetar sus productos con etiquetas especiales en las que se informa al usuario el origen de su producción y diseño.

Asensio afirma que el 2016 se ha tratado de un periodo inusual, con muchos altibajos y atribuye esta evolución a los meses transcurridos hasta la formación de Gobierno, la pérdida de confianza de los consumidores y la climatología adversa. Aún así para 2017 se espera un repunte y que las expectativas incumplidas del 2016 se hagan realidad gracias a la bajada del paro y a que  la confianza de los consumidores está creciendo, lo que se traducirá en un aumento del consumo. 

Fuente: Expansión

 

Etiquetado , , , , , , , , , , .