Los nuevos tejidos sostenibles

Setas, leche, piña… no estamos hablando de una receta, nos referimos de las innovaciones en el campo de textil.

Poco a poco la industria de la moda, parece empezar a abrirse al cambio y aunque éste no llega tan rápido como quisiéramos, la moda sostenible va tomando una importancia en la industria. La tecnología y los consumidores, juegan un papel vital, para que se produzca esa realidad.

A continuación os mostramos las diferentes alternativas en cuanto a tejidos se refiere, muchos de ellos, no sólo son beneficiosos para el medio ambiente, también lo son para la piel y la salud.

 

  1. Algodón Orgánico:

Uno de los materiales más utilizados en la historia del textil por su suavidad, comodidad y transpiración, sólo que sin pesticidas, fertilizantes sintéticos ni químicos tóxicos, que el cuerpo humano puede absorber al estar en contacto con tu piel.

2. Algodón reciclado:

Mantiene las mismas cualidades que el anterior y además se trata de uno de los tejidos más sostenibles y respetuosos con el medio ambiente.

3. Bambú

Tejido similar a la viscosa, pero  altamente sostenible y con propiedades antibacterianas ¿Te parece poco? pues el bambú también te protege de las radiaciones solares ultravioletas, actúa como regulador termal y tiene propiedades antialérgicas.

4. Bemberg™

Es un material que utiliza algodón linter, una fibra de celulosa pura, corta y suave que envuelve las semillas del algodón proporcionando un tacto aún más suave.

 

5. Lana de Merino

Contiene propiedades térmicas, repele el agua, absorbe la humedad, es ecológica y evita picores. Se obtiene de las ovejas Merino, cuya procedencia es originaria de Nueva Zelanda.

6. Lana Orgánica

Obtenida de ovejas con pastos orgánicos. Su limpieza se efectúa sin ningún tipo de aditivo o solvente, dando como resultado un tejido de larga duración, biodegradable, resistente e hipoalergénico.

7. Leche

Por raro que te pueda sonar, la leche da lugar a un tejido con aspecto brillante y suave, similar a la seda morena. Está recomendado para pieles atópicas y contiene diferentes aminoácidos que alimentan y nutren la piel haciéndola más saludable.

8. Lino

Fibra natural, sostenible y reciclable, de gran resistencia y versatilidad. Compone muchas de nuestras prendas claves de verano transmitiendo una sensación de frescor.

9. Matuba Bark

Textil ecológico que se obtiene de la corteza de los árboles Matuba, originarios de Uganda, que dan paso a un material adecuado para abrigos, bolsos, etc y sustituye al cuero.

10. Muskin

Un proceso natural, libre de tóxicos, da lugar al Muskin. Similar al cuero al animal y a la gamuza, fue creado por Grado Zero Espace, una compañía italiana que buscaba una alternativa a las pieles animales, encontrándola en las setas.

11. Piñatex

Podemos encontrar otra alternativa al cuero animal, que se desarrolla a partir de las fibras de la piña.

 

 

12. Seda de paz

Una nueva seda, más respetuosa con el medio ambiente y que conserva sus cualidades, puede utilizarse tanto para blusas, ropa interior e incluso sábanas.

13. Tencel®

Fibra celulosa natural y biodegradable, producida a partir de la pulpa de la madera. Se obtiene disolviendo la celulosa de la madera, consiguiendo un tejido que mantiene la piel seca. ¿Otra ventaja? ¡No necesita plancha!.

La figura del Gestor de Productos, debe conocer a fondo y estar informado de la actualidad en creación de nuevos tejidos. Su perfil, aunque poco definido según algunas industrias, es uno de los más buscados en el ámbito laboral.

Si quieres formarte en una profesión de futuro, en ESMIP te ayudamos, consulta nuestro curso de Product Management haciendo click aquí y dale pistoletazo de salida a tu futuro.

 

Fuente: Itfashion

 

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , .